viernes, 4 de mayo de 2007

Aniversario del Hindenburg


Un 6 de mayo de 1937 el dirigible Alemán Hidenberg se incendiaba en Nueva Jersey después de su travesía por el Atlantico.

Esta aeronave, la más grande del mundo, medía 245 metros de largo, algo así como tres aviones Jumbos puestos en fila.

En un principio el dirigible iba a estar lleno de helio, pero como había que exportarlo de Estados Unidos y estos ya se encontraban enfrentados con el gobierno Alemán, lo sustituyeron por hidrógeno, un gas altamente inflamable.

Ese día 6 de mayo y después de haber atravesado el océano Atlántico 17 veces, cuando se acercaba a su destino, se observó como en la popa del dirigible un destello, provocado porque anteriormente hubo una tormenta eléctrica y unido a una fuga de gas, causó un incendio que se extendió rápidamente por todo el dirigible mientras los ocupantes y tripulación trataba de salvar la vida, saltando al vacío. El Heindenber tardó tan solo 40 segundos en consumirse. Fallecierón 35 personas de las 97 que entre tripulación y pasajeros ocupaban el dirigible.

A raiz de este accidente Adolf Hitler ordenó terminar con la flota de dirigibles comerciales.


1 comentarios:

Belagua dijo...

Que imagenes mas impresionantes. Es increible que mas de la mitad de la gente sobreviviera.